martes, 28 de octubre de 2014

Otoño: bañándonos en las energías de Escorpio (II)

Seguimos profundizando en el significado simbólico de la energía de Escorpio para comprender el pensamiento semilla propio de este signo, porque todos participamos de cada uno de los 12 Arquetipos zodiacales:

"Guerrero soy y de la batalla salgo triunfante".

Primeramente, por supuesto, debimos encontrarnos a nosotros mismos durante la fase evolutiva de Leo porque ahora corresponde sumergirnos en las profundidades antes de resurgir nuevamente en Capricornio, ascendiendo a la cumbre.

En este sumergirnos vamos a aprender la lección de la humildad para, posteriormente, servir a la Humanidad en Acuario.


Porque estamos inmersos en los ciclos, en los ritmos, la Astrología es la ciencia de los tiempos y los ritmos, estamos en la espiral evolutiva y la corriente energética del Horóscopo nos conduce a ir recorriendo cada escalón sucesivamente, cada anillo paulatinamente.



Escorpio aprende paso a paso a recapitular y reorientarse, sucesivamente, según avanza, va integrando así cualidades sagitarianas.




Estas son las pruebas de Escorpio y, superadas, aportan al individuo mayor fortaleza y triunfo (1):


APETENCIA - NATURALEZA ANIMAL

1. Sexo: la relación entre los pares de opuestos. Superar el egoísmo para alcanzar la fusión divina.

2. Bienestar físico, examinar las condiciones de vida que han sido apropiadas egoístamente.

3. Dinero, examinar si ha sido egoístamente acaparado (si puedo utilizar esta frase).


PRUEBAS CONECTADAS CON EL DESEO Y EL PLANO ASTRAL

1. Temor -que condiciona hoy la actividad.

2. Odio -factor que condiciona las relaciones.

3. Ambición -que condiciona los objetivos.


PRUEBAS DE LA CENSURADORA MENTE INFERIOR

1. Orgullo -satisfacción intelectual, convirtiendo a la mente en una barrera que impide que el alma controle.

2. Separatividad -actitud aislada, convirtiendo a la mente en una barrera que impide las correctas relaciones grupales.


3. Crueldad -sentirse satisfecho con los métodos de la personalidad, convirtiendo a la mente en un instrumento del sentido de poder.







No hemos de olvidar en esta tarea que la energía del signo es de Agua Fija, con lo cual hay emoción, pasión, intensidad, sensibilidad e hipersensibilidad, necesidad de protección, así que será importante mirar hacia el signo opuesto del eje zodiacal, hacia Tauro, para mantener interiormente la estabilidad, concentrar nuestra fuerza, mantenernos serenos en la tormenta.

Meditación, respiración consciente, flores de Bach, baños relajantes, homeopatía, acupuntura, yoga, taichi, arte terapia, danza consciente, he aquí algunas ideas para mantener la calma y la serenidad de nuestra mente, para regularnos, para recuperarnos, para permitir a nuestro corazón hablarnos, para escuchar la guía de nuestra alma. Estamos haciendo un trabajo con nuestras sombras más escondidas y secretas, así que hemos de utilizar herramientas que también nos ayuden a conectarnos con nuestra luz, con nuestros dones, con nuestros puntos de apoyo fuertes.





¿Qué flores de Bach nos pueden ayudar en nuestro trabajo con las energías de Escorpio?

Porque podemos sentirlas fuertemente, por progresiones (de la Luna, por ejemplo), por recorrido del Punto de la Edad por este signo, por tránsitos, porque sea el signo que se levanta en el Ascendente en una de las revoluciones de alguno de nuestros planetas (Sol, Luna, Venus, Marte), porque corresponde al signo donde se ubica nuestro Nodo Sur (o Norte).

Podemos centrarnos en algunas de ellas y sus posibilidades para actuar en nuestro trabajo con las emociones:

- Agrimony
- Aspen
- Chicory
- Beech
- Cherry Plum
- Honeysuckle
- Holly
- Mimulus
- Rock Rose
- Rock Water
- Sweet Chestnut
- Vervain
- Vine
- White Chestnut
- Willow










(1) Alice Bailey, Astrología esotérica

lunes, 27 de octubre de 2014

Otoño: Bañándonos en las energías de Escorpio

Algo se acaba, algo muere, nada permanece. Se van de nuestro lado seres queridos, cambiamos de trabajo, cambiamos de casa y de barrio, cambiamos de status; cambiamos de aptitudes, de creencias, de valores; cambiamos de forma de vestir, cambiamos de gustos musicales, cambiamos de valores... ¡Cambiamos! El cambio y el movimiento están presentes en nuestra vida. Nada permanece.

Pintura de Joseph Wright
Pero los cambios que nos impone el "destino", los cambios en los que vivimos inmersos como individuos de la sociedad, los cambios que provocamos nosotros, pueden suponer momentos de desestabilización que nos obligan a mirar dentro de nosotros mismos, a anclarnos en nuestros cimientos, los fundamentos y pilares de nuestra vida intentando mantener el equilibrio, aprendiendo a ser serenos, navegar tranquilos por las aguas tormentosas. Tal vez precisamente es entonces cuándo nos damos cuenta de que hay algo más que hemos de hacer, que no sólo estamos aquí para "soportar" y "adaptarnos" ante y por los cambios que surgen, o aquellos que organizamos nosotros mismos, sino que todo esto tiene sentido si nuestra visión de la realidad nos permite irnos transformando, mutando. En el lenguaje simbólico de la Astrología, ¡estas son las fuerzas de Escorpio! ¡Transformación! ¡Ya nada es igual que antes! Y, ahora, ahora sí que estamos avanzando. ¡Hemos mutado!


Eso sí, permitámonos momentos de descanso y sosiego tras cada fase de transformación y renacimiento. La energía empleada ha sido muy grande, permitámonos como cuando practicamos cualquier deporte activo, parar, disfrutar de la fase de "recuperación". Así también nuestro corazón retorna a su ritmo particular desde el cual puede desplegar toda su fuerza y canalizar la energía e inspiraciones del Alma.

jueves, 23 de octubre de 2014

Inspiraciones de la Luna Nueva en Escorpio

" (Oruga):
 -¿Quién eres tú?

(Alicia)
- Yo... yo no lo sé exactamente, señor, en este momento -quién era cuando me desperté, al menos eso lo sé, pero creo que he experimentado tantos cambios seguidos desde entonces...


... ... ...


(Oruga)
- Mantén tu sangre fría."



Este breve extracto de uno de los diálogos de Alicia en el país de las maravillas (1) nos introduce directamente en las energías de la Luna Nueva de esta noche de octubre. Seguramente a lo largo de este mes hemos ido experimentado muchísimos de nosotros, especialmente con la luna llena -y lo digo por la certeza que me da de ello mis vivencias personales y las de aquellos que han compartido conmigo, que nos trajo grandes cambios, mutaciones, situaciones críticas. No todo ha sido difícil e insuperable, ni mucho menos, al contrario, hemos recibido también muchos regalos, pero no hemos podido eludir algunas citas con el "destino". Por supuesto, podemos recordar muchas otras situaciones complejas de nuestra vida, no muy lejanas, o bien que fuimos viviendo a lo largo de estos últimos años. Recordemos todas esas mutaciones que las diversas vivencias han ido favoreciendo y/o provocando en nosotros.

Ahora tenemos reunidos en este ciclo nuevo de la Lunación en el signo de Agua de Escorpio al Sol, la Luna y Venus en aspecto con Marte y con Neptuno. Tal vez convenga reorientarse entonces, mantener la sangre fría, escuchar las emociones sin dejarnos desbordar por ellas, permitirles su espacio y su expresión, encauzarlas, y anclarnos una vez más, el otro polo del eje activado por esta lunación es Tauro, signo de Tierra, a la vez que permitimos a Neptuno inspirarnos para escuchar nuestra voz guía interior.

"Todo fenómeno sobre la tierra es un símbolo, y todo símbolo es una puerta abierta por la que el alma, si está preparada, puede entrar en la intimidad del mundo, donde el tú y el yo, el día y la noche, son uno. Ante cada hombre, alguna vez en su vida, aparece la puerta abierta en el camino; en cada hombre aletea en una ocasión la idea de que todos los objetos visibles son símbolos y de que, tras cada símbolo, habitan el espíritu y la vida eterna. Pocos pasan, es cierto, por esa puerta y renuncian a las bellas apariencias a cambio de la presentida realidad de lo íntimo". (2)


Pintura de Hubert Robert



La Astrología también tiene su propio lenguaje astrológico, sus propios símbolos, por eso ahora sintonizamos con el simbolismo que nos ofrecen las energías de esta Luna Nueva de octubre, para observar en silencio y descubrir esa "puerta" abierta ante cada uno de nosotros, si vamos al interior, profundamente a nuestro interior, en silencio.

Espero que esta selección de música (ver más abajo) os ayude a entrar en estados de relajación, desenfadadamente, con alegría, dando gracias a la Vida por todo aquello de lo cual podemos disfrutar en el día a día. Vamos a dejarnos relajar y calmar con este toque de Venus-Neptuno, también el jovial Júpiter desde Leo equilibra al serio y responsable Saturno en su paso por Escorpio, para poder actuar, tomar iniciativas y emprender bien conectados a nuestro corazón, que siempre necesita el alimento del amor y de la alegría para mantenerse en forma, fuerte, creativo. ¡Y así surgen las mejores inspiraciones para continuar nuestra ruta!

Si miramos ese diálogo entre Mercurio en Libra con Urano en Aries y con Júpiter en Leo nos afirmamos en lo imprescindible de renovar constantemente nuestras ideas evitando la rigidez, los ismos, lo excesivo, lo radical, combinando lo profundo con el desenfado.

Quiero terminar con estas reflexiones de Dane Rudhyar acerca del signo de Escorpio, podemos meditar todos en ello, porque al fin y al cabo ahora con esta lunación todos nos impregnamos de alguna manera en la energía de este signo, en todos puede resonar, por algo personal, por algo de nuestro presente o por algo que hemos vivido en el pasado; por nuestra carta natal, por nuestra carta progresada, por los tránsitos, por el tránsito del Punto de la Edad.

"Cuando la humanidad haya aprendido a vivir como un todo orgánico, equilibrado, armonioso y saludable, entonces las personas Escorpio extenderán sus alas y comulgarán con el Sol como verdaderas águilas" (3)








Citas:
(1) Lewis Carroll
(2) Herman Hesse, Iris
(3) Zodiaco, (el latido de la vida)



miércoles, 8 de octubre de 2014

Oír, escuchar el silencio

Queridos amigos de Astrología y Renacer, hoy estamos celebrando la Luna Llena en el signo de Aries a la vez que otros movimientos planetarios y posiciones también con su energía están activándonos en nuestro proceso evolutivo. Tenemos eclipse total de Luna (Luna roja); un triángulo de rendimiento enfocado en Plutón; un gran trígono de fuego. Así pues, una bella cometa se forma en el cielo ya otoñal de este mes de octubre.




Son momentos para sosegarnos, a pesar de la intensa y gran energía que está activa, para procurarnos estados de paz, de conexión con nuestro corazón, de calma para conservar la lucidez, de reposo para disfrutar de tantos regalos que la Vida nos hace, pequeños detalles de nuestra vida cotidiana que expanden nuestras sensaciones de bienestar (mientras escribo estas líneas una de mis pequeñas amiguitas canario que vive con nosotros ha venido conmigo hasta mí y, aquí a mi lado sentadita, me deleita con sublimes trinitos, gran tesoro para mi corazón). Descansemos y mantengamos una dieta equilibrada, permitamos a la Naturaleza que nos estabilice, y, como dije días atrás, permanezcamos anclados, centrados.

Tal vez porque estas últimas semanas mi Luna progresada baila al son de la música de Escorpio me fijo sobre todo en la posición de Mercurio retrógrado en Escorpio, en trígono con Neptuno (que estará Directo el mes próximo, el día 16, aunque ya podemos notar su influencia). De todos modos el ciclo soli-lunar empezó el mes pasado con la Luna Nueva en Libra, presentando un quincuncio con Neptuno, un aspecto que nos ayuda a la toma de conciencia. Y hay energía para ello, en esa lunación Marte estaba en sextil con Neptuno precisamente, la acción al servicio de la transcendencia. También está ahora Saturno transitando por este signo de agua, Escorpio. Esas energías emotivas e intensas de Escorpio que nos llevan a lo más profundo del océano, del mar, de las aguas de nuestro inconsciente, a la oscuridad, a los recodos más escondidos para traer ahora a la luz lo que queda por purificar. Mercurio está asociado al oído, por ello hablo de oír, de escuchar el silencio detrás del ruido de nuestros pensamientos y emociones para extraer lo esencial, la espinita que hemos de sacar para sanarnos, para que nuestra conciencia se expanda, para caminar con mayor libertad, más ligeros, más alegres nuestros corazones.

Jan Brueghel the Elder - The hearing


A veces para entrar en el silencio es necesario antes escuchar nuestros miedos, o nuestra rabia, o nuestra frustración, o nuestra sensación de impotencia, o resentimientos. Y soltarlos, dejarlos ir, vaciarnos, son del pasado, o del futuro (miedos, expectativas),  no son de mi momento presente, no les permitimos robarnos energías ni nuestros sueños e ilusiones. Esta es la suerte que tenemos con las energías de Libra ahora, que podemos, y hemos de hacer lo posible desde nuestra voluntad, para encontrar un punto de equilibrio y serenidad, y nos ayuda la energía de Fuego tan potente.
Lo importante es darnos cuenta, y luego soltar, podemos ayudarnos de la respiración (expiraciones conscientes) para dejar ir esas energías tan densas. O podemos utilizar el ejercicio, correr, bailar, saltar, abrir los brazos, abrazar la vida, abrazar el Universo, abrazar a la Madre Tierra, dejarnos abrazar por ella y entregarle toda esa carga para que sea transmutada. Y entonces es posible llenarse, renovarse, renacer, llenarnos de la energía vibrante del Universo, de la energía vibrante del Universo en constante cambio, como nosotros ahora, estamos evolucionando, transformándonos. Juntos y en comunión creamos la Nueva Tierra.


Siempre desde la dulzura en el trato con nuestra Alma, redescubriéndonos en todo nuestro ser, nuestra fuerza creadora, nuestra capacidad para amar. Reflexionemos y sintamos cómo son nuestras relaciones (Libra otra vez), y cómo somos o cómo son los demás en el trato con nosotros. ¿Encontramos dureza ahí fuera? ¿Cómo nos hablan? ¿Nos sentimos presionados, exigidos? Y volvamos dentro, ¿nos hablamos así  a nosotros mismos? ¿Nos tratamos así? ¿Conseguimos avanzar con este trato de duro e inflexible juicio o nos bloquea? Podemos cambiar en nuestro trato con nosotros mismos a partir de ahora. Y también podemos soltar esos "condicionantes" que creemos que hay en el entorno, al cual a veces nos queremos adaptar hasta perder de vista nuestros verdaderos objetivos y aquello que nos nutre desde nuestro interior. El amor, el amor por nosotros mismos implica el respeto. Sigamos siendo lo que queremos expresar y ser, haciendo lo que queremos expresar y ser desde nuestro pensar, sentir, ¡hagámoslo! ¡Escuchémonos! Volvamos al centro con ternura y con decisión. ¡Es posible! Anclados y realizando con y en nuestra vida los más mágicos y fantásticos milagros. Con nuestro bienestar contribuimos al bienestar del planeta y de la raza humana. ¡Sigamos!



Links que aportan información complementaria a este momento astrológico y espiritual:

http://www.danielleclermont.com/DCblog/?p=613#more-613

http://www.arcturius.org/chroniques/grand-triangle-feu-doctobre-2014-patrick-giani/