jueves, 15 de noviembre de 2012

La muerte como evasión


Sanando la subpersonalidad adictiva


La subpersonalidad adictiva siempre tiende a buscar algún elemento, sustancia, circunstancia, creencia, afirmación o decreto interior, animal, persona a lo que aferrarse de manera destructiva, desordenada y compulsivamente para aliviar la angustia interior, la ansiedad, el nerviosismo surgido ante los obstáculos, los cambios repentinos, los desafíos, los retos, y por el surgir de emociones intensas respecto a vivencias concretas, sobre todo cuando son prolongadas, durante meses e incluso años. La personalidad adictiva necesita y hará lo posible por evadirse, esta es la clave, hará lo posible por huir del impacto cruel de la realidad, tanto más intenso según la naturaleza y carácter de cada uno. Cada temperamento afronta, experimenta, recibe y vive la realidad con matices muy diferentes.

Evidentemente, el camino más sano para trabajar con esta subpersonalidad sería proporcionarle un campo creativo donde expresarse y donde hallar medios de manifestarse y aliviar la presión y la tensión transformando sus sentimientos y emociones en algo positivo. Pero hay momentos críticos en la vida en que esta subpersonalidad tarda más en ser localizada y por lo tanto nos sumerge y nos conduce por vías expresivas inadecuadas.

Hay momentos decisivos en la vida en que esta subpersonalidad consigue tomar el control de nuestro destino, nos colapsa, paraliza, obnubila, hemos de permanecer atentos porque aprovecha para afianzarse mediante un deseo ideal interno de morir, como medio de escape, proporcionando alivio, ante las situaciones que día tras día agotan la mente y el sistema nervioso, bien porque producen hastío, bien porque hacen surgir miedos, complejos, bien porque terminan provocando cansancio, sensación de impotencia y frustración, y el ser va sumiéndose en una noche oscura donde prima la confusión y la apatía y, lo que es peor, una inmovilización interna para saber y poder actuar para salir de estos estados de dolor y sufrimiento en los que apenas se consigue respirar, en los que se desearía gritar y desahogar el tormento, la pena, la tristeza, el tormento. Si bien la personalidad ha tomado conciencia de la adición al dolor y al sufrimiento e intenta controlar y dominar esta inercia queda como recurso más sutil el aferrarse a la muerte como liberación, ya que tras la muerte se presenta el paraíso perdido, el retorno a la dulzura y la paz, al silencio, el retorno a la fuerza que nos crea, es poder caer en un estado de alabanza pura donde ya todo es perfección y belleza.

Vamos a tratar a esta personalidad y qué posibilidades de expresión constructivas tiene, para ello apelamos en primer lugar a la inteligencia del Ser interior, para que vea  el error del proceder de esta subpersonalidad adictiva, puesto que está creando un mundo de fantasía para huir, y no de una manera sana y creativa, además esto supone una pérdida de energía y por consiguiente y, a la larga, de la salud. Es una personalidad que anula y nos aniquila en nuestra libertad de elección y en nuestra capacidad como co-creadores. Hemos de procurar alcanzar todos estos estados paradisíacos en el aquí y ahora, no digo en un abrir y cerrar de ojos, no digo que sea fácil ni rápido, no siempre, pero hemos de procurar que la voluntad se encamine hacia este trabajo terapéutico que aportará un sentimiento renovado interior de fortaleza y libertad.

Es importante este trabajo porque vivir en la dualidad, entre un deseo de vida y de muerte, sabiendo que hemos de amar la vida, puede provocar muchos desajustes en el sistema nervioso y por consiguiente en el hormonal y en el inmunitario. Podemos ir muriendo poco a poco, destruyendo nuestro cuerpo asediado por diferentes enfermedades, y si ya hemos optado por romper la adicción al sufrimiento y al dolor, entorpecerán y estancarán nuestra evolución debido a la atención que habríamos de poner en los cuidados corporales y el malestar psico emocional.

Hemos de procurar otorgarnos y servirnos de todo aquello que la naturaleza pone a nuestra disposición para equilibrar el sistema nervioso, alimentación y complementos naturales –oligoelementos, plantas, aceites esenciales, sales del doctor Schussler, flores del doctor Bach, preparados homeopáticos, masajes relajantes, etc- unidos a la meditación, a la oración, a la plegaria, a la terapia. El amor potenciará todos estos ingredientes sanadores.

Garantizo que es posible avanzar a través de la densa niebla, se irá disipando, y que aparecen las ayudas adecuadas, sólo hemos de elegir y decir “sí al don de la vida”, “sí a descubrir la belleza del planeta y la armonía del Universo”, “sí al aquí y al ahora”. El resto, se nos da por añadidura, de verdad, realmente, en la práctica, en la vida cotidiana. La condición primera, agradecer las ayudas que sabemos que tenemos, sean o no en cada momento lo más adecuado a nuestros anhelos, expectativas y deseos. También hemos de aprender a pedir, a tener claro interiormente qué necesitamos y qué queremos, definir con claridad y expresar evitando de esta manera la confusión. Y después hemos de entrar en nuestro templo interior, espacio sagrado, y reconectar con nuestra fuerza y luz propia, al menos con la voluntad, el resto, se nos da por añadidura, de verdad, es la experiencia la que fundamenta esta afirmación, hemos de asentarnos en la confianza y la fe.

Es posible cambiar los decretos internos y cambiar la bioquímica que se produce en consecuencia y que está produciendo cambios en nuestros estados de humor. Tal vez lo más complejo sean casos agudos y crónicos de patologías físicas cerebrales, y nunca se sabe con los adelantos actuales qué puede lograrse gracias a la medicina cuántica y otras terapias con elementos y energías sutiles, por ejemplo, hará falta tiempo y experimentación para compartir respecto a estos resultados.

Tenemos muchas herramientas a nuestro alcance. No dudes en consultar con un experto en nutrición, un naturópata, un homeópata que podrán darte la dieta más adecuada y los complementos más apropiados según tu organismo y estado de terreno en estos momentos. Y, por supuesto, tienes a tu disposición todas las terapias complementarias para ayudarte a cambiar la programación de tu mente para salir de la prisión que a lo largo de los años hayas podido construirte con pensamientos tóxicos y dominando las emociones sin ningún control. Siempre es posible reeducarnos y cambiar hábitos para alcanzar un estado de vida de mayor calidad, en nuestra vida ha de primar el optimismo, el pensamiento positivo, esto es adquirir un estado habitual  sano, disfrutando así en plenitud de la belleza que nos rodea y desplegando todo nuestro potencial. La Astrología te ayudará a afianzarte en los dones que traes y la misión para desarrollar así como en las metas a alcanzar con serenidad para tu felicidad y la de los que te rodean, pero sobre todo es esencial un sentimiento interno de entusiasmo vital apacible.


Datos astrológicos Noviembre 2012
Eclipse de Sol y Luna Nueva a 21º de Escorpio.

Escorpio: muerte y renacimiento, renovación, eliminación de lo que impide avanzar y alcanzar un estado óptimo de bienestar.

Astrológicamente habrá afectado a los nativos en cuyas cartas astrales Neptuno se encontrara en estos grados, conexiones en las cartas con él del Sol, Luna, Mercurio, Venus y Marte. Sobre todo si a su vez estuvieran conectados con Urano-Acuario o Plutón.


jueves, 8 de noviembre de 2012

Semanas especiales para el arte y los artistas


El Planeta Mercurio en su fase Retrógado a partir del 6 de noviembre entra en contacto con Neptuno durante algunos días. Energías mentales que entran en los espacios creativos de color de Neptuno, un ciclo que podríamos denominar “las artes como vehículo de sanación”:

La música, la pintura, imagen y sonido, lecturas sugerentes, meditaciones, visualizaciones, imaginación,  fantasía, espiritualidad...
Voz, sonido, color, otros mundos más allá de la realidad cotidiana nos esperan.

Sean cual sean tus circunstancias, todos estamos llamados a recibir un toque de gracia, de luz y de esperanza. Eso sí, evitemos la confusión, el engaño, la mentira, el caos, las fantasías exóticas –sabiendo que son eso, fantasías y sueños exagerados. Más que nunca, conviene escuchar atentamente.

Aunque para algunos nativos este contacto será más evidente todos podemos aprovecharnos de esta unión energética, al menos hasta el día 20 de este mes de noviembre. Al fin y al cabo los planetas no nos hacen nada, evidentemente. Las energías planetarias están ahí en muchas ocasiones para que seamos receptores de las mismas con consciencia. En otras ocasiones cuando nos impactan en nuestra carta astral llega un momento de reflexión y meditación, de ocuparnos de temas muy concretos que teníamos algo abandonados.

Recibir estas energías de Mercurio-Neptuno en estos días podrá llevarnos a momentos sublimes porque en los ratos que dediquemos a la calma, a relajarnos, a sumergirnos en esos espacios creados para la interiorización podemos alcanzar, podremos recibir, podremos desarrollar, podremos experimentar una renovación, sanación, bálsamo que consuela, que alivia, son esas chispas que surgen en forma de imágenes en nuestra mente, intuiciones que podrán aportarnos claves para continuar con nuestros procesos de liberación y evolución personal. Esta es la energía con la que debemos sintonizar, la columna de Luz y Amor que puede transportarnos y elevar nuestra vibración. Sólo en este estado podemos ayudarnos y ayudar a otras personas. Y según Mercurio vuelve en su caminar hacia Escorpio nos permitirá mirar en nuestras mentes, qué pensamientos hemos de depurar, eliminar, purificar y cómo apaciguar nuestras emociones para que se expresen creativamente.

También podemos ir más allá de nosotros mismos y construir un mundo más solidario, todos somos responsables y trabajamos con nuestros pequeños o grandes aportes para que nuestra realidad sea de armonía y justicia para todos.



Mercurio pondrá de relieve los temas y campos que gobierna: intercambios, relaciones, adaptación, movimiento, inteligencia, lo mental, el espíritu.

Con Mercurio Retrógrado llega un tiempo adecuado para la reflexión, para poner atención especial respecto a comunicaciones, llamadas, escritos, mensajes, documentos.

Mercurio retrógrado nos invita a la introspección. No quiere decir que la vida vaya a pararse, ni estos asuntos que rige. Ni mucho menos. Pero sí que hemos de poner mayor atención, algunos nativos más que otros. Su energía nos permitirá sacar adelante algunos proyectos intelectuales de los cuales nos estemos ocupando.

Permitamos también a nuestro sistema nervioso reponerse. Tiempo para la meditación, la calma, la relajación. Si el sistema nervioso se mantiene en armonía, todo el sistema de comunicación de nuestro cuerpo lo agradecerá, por supuesto el hormonal entre los primeros.

Recordemos que aprender y acumular información no nos conduce a un mayor conocimiento, comprensión y sabiduría. Lo importante es asimilar y dar un sentido práctico y espiritual a aquello que estudiamos.


¿Te sientes influenciado por Mercurio?

Al igual que la Luna y Neptuno la energía de Mercurio es nerviosa, emotiva, primaria.

Así pues las reacciones de una persona influenciada por Mercurio son particularmente intensas. Mercurio confiere al carácter una notable vivacidad afectiva y se tiende a reaccionar con impulsividad. Sin embargo, una persona influenciada por Mercurio que no pasa a la acción pierde enseguida el impulso y por ello buscará nuevamente y con constancia renovar sus emociones. Las personas influenciadas notablemente por Mercurio deberán trabajarse la coherencia, la perseverancia, la disciplina y procurar cambiar patrones de imprevisibilidad e inestabilidad.

Ahora es el momento de trabajar todo esto, así que pongámonos con buenos ánimos manos a la obra  a lo largo de este mes de noviembre. Garantizo que compensa, al final de este período nos sentiremos satisfechos de nuestros esfuerzos.